Entrevista: Iván Vélez. Por Carmen Álvarez

“…la mayor amenaza se concentra en Cataluña, región rota en dos mitades. De prosperar el proyecto golpista o una solución que ofrezca más privilegios y discriminaciones de las existentes, me temo que la balcanización de España es cuestión de menos de una década”.

Arquitecto, escritor, filósofo de la historia, Iván Vélez (Cuenca, 1972) ha sido nombrado recientemente Director Ejecutivo de la  Fundación DENAES (@fdenaes), y acaba de reeditar su libro “Sobre la Leyenda  Negra” con nuevos capítulos.(https://www.edicionesencuentro.com/libro/sobre-la-leyenda-negra-090000040.html @EEncuentro)                                      

-¿Qué es DENAES?

DENAES es una fundación que busca lo aquello que compone su acrónimo, es decir, la Defensa de la Nación Española desde la sociedad civil. Se trata, por lo tanto, de una plataforma apartidista que busca, en un tiempo de grave crisis nacional, el fortalecimiento de una nuestra sociedad política, la española, cuya realidad, que no proyecto, se ha constituido a lo largo de siglos.

 -¿Por qué surge la fundación?

La Fundación DENAES nació hace doce años, cuando España daba ya muestras evidentes de hallarse en grave riesgo de balcanización, cuando son visibles los efectos de una estructura que ha constituido pseudoestados y ha levantado fronteras cada vez más visibles, entre compatriotas.

– ¿El español está orgulloso de serlo?

Por diferentes motivos, muchos españoles sienten rechazo por su propia condición, por su pertenencia a España, nación que incluso para un Presidente del Gobierno es «discutida y discutible». A esta situación se ha llegado por la desidia, precisamente, de esos Gobiernos centrales que han dejado en manos de la hispanofobia militante la imagen de la nación y la enseñanza, en este caso falsaria, de su Historia.

– Entonces, los españoles seríamos las primeras víctimas de la llamada Leyenda Negra, sobre la cual tú has escrito. Ahora has reeditado tu libro y amplías el contenido. ¿Qué aportas de nuevo en él?

Yo no diría que somos los primeros, pero sí los que más la han asumido, causándonos con ello un enorme daño. En la reedición aporto, además de algunas otras tempranas referencias el rótulo,  nuevos enfoques que tienen que ver con los procesos de independencia de las naciones hispanoamericanas y la iconoclasia que afecta a los símbolos imperiales españoles

-¿Por qué crees que se identifica el patriotismo con la derecha?

Me parece que esta identificación, que denota una profunda ignorancia, tiene que ver con unos símbolos que la autodenominada izquierda, es incapaz de asumir, pues anda enredada en confusas ideas de sesgo federal, confederal o abiertamente sediciosa, que hunde sus raíces en el oscuro mito de la cultura, cuando no en postulados racistas. Por otro lado, en España, derecha se dice de muchas formas, y no precisamente patrióticas en bastantes casos.

-Alguna responsabilidad  más tendrá la izquierda en esto…

Ha tenido la irresponsabilidad de renunciar precisamente a ideas tan aparentemente propias como la igualdad entre ciudadanos. Se ha encamado demasiadas veces con las burguesías locales. Ello sin olvidar aquel extraño maridaje llamado diálogo cristiano-marxista, cuyos efectos son bien visibles.

-¿Cuál es la diferencia entre nacionalismo y patriotismo?

También nacionalismo se dice de varias maneras. Patria remite a la tierra de los antepasados, al territorio, mientras nacionalismo parece vincularse más con proyectos políticos más concretos, con soberanía propia, si bien toda sociedad política exige un territorio donde asentarse. En el caso de España, ocurre, y esto ha de subrayarse, que a los proyectos secesionistas, que buscan la construcción de naciones soberanas, se opone una suerte de nacionalismo español, buscándose con ello una equiparación. Se trata, en definitiva de una burda manipulación, pues los nacionalismos fragmentarios sólo lo podrían llegar a ser tras el robo de parte del territorio a la nación realmente existente: España.

-¿DENAES es una fundación nacionalista española?

Si por defender a la Nación española se quiere tildar a DENAES de nacionalista, no hay problema. No somos un colectivo acomplejado que pueda erosionarse por recibir este tipo de calificativos. Buscamos el fortalecimiento de la ciudadanía española, sólo posible dentro de nuestra nación: España.

-¿DENAES tiene ideología?

Puesto que la ideología se mueve en la pugna entre grupos, DENAES tiene como ideología el combate de todas aquellas ideas que tratan de erosionar, e incluso aniquilar, a la nación incluida en nuestro nombre.

-¿Cuál crees que es la mayor amenaza que tiene España ahora mismo?

Sin duda, la mayor amenaza se concentra en Cataluña, región rota en dos mitades. De prosperar el proyecto golpista o una solución que ofrezca más privilegios y discriminaciones de las existentes, me temo que la balcanización de España es cuestión de menos de una década. Por otra parte, la solución de un problema de tanta envergadura y trayectoria histórica, requiere de mucho tiento y mucho tiempo.

-Respecto al País Vasco ¿podemos imaginar una manifestación como la del 8 de octubre en Barcelona en Bilbao, San Sebastián o Vitoria?

Los efectos de tantos años de terrorismo, unidos al alto nivel de vida obtenido allí en gran medida tras los chantajes que tenían a las pistolas en la retaguardia, hacen muy difícil que eso se produzca. Las únicas movilizaciones que se han dado últimamente tienen que ver con determinado tipo de feminismo y con las pensiones…

-Una  pregunta dolorosa, ¿se ha perdido el País Vasco definitivamente?

Se ha cedido casi todo. En materia de fiscalidad, nos hallamos ante una situación inadmisible que sólo puede sobrevivir apoyada en el cortoplacismo y sectarismo que caracterizan a los partidos mayoritarios que no me atrevo a calificar de nacionales.

-¿Qué papel ha tenido el sistema autonómico en la situación actual?

Un papel decisivo, pues bajo la excusa de la descentralización administrativa, se han ido configurando pseudoestados. Se han exacerbado las diferencias y las desigualdades entre ciudadanos. El resultado, exceptuando algunos logros, es muy negativo.

-¿Existe algún remedio? ¿Nuestros partidos están a la altura de las circunstancias?

El remedio pasa por recuperar competencias, especialmente la de enseñanza. También por un control muy estricto de las inversiones tanto locales como las que buscan la articulación de una paradiplomacia que busca menoscabar la imagen nacional.

-¿Por qué es necesaria la defensa de la nación española?

La Nación quien nos otorga las libertades, la que nos da la ciudadanía. En el caso español, además, nos conecta  con una importante parte constitutiva de la realidad política e histórica del mundo: la Hispanidad.

leyenda 2

(https://www.edicionesencuentro.com/libro/sobre-la-leyenda-negra-090000040.html @EEncuentro)      

Leer más “Entrevista: Iván Vélez. Por Carmen Álvarez”

Apunte sobre Tabarnia. Por Iván Vélez ( @IvanVelez72 )

La internacionalización del conflicto. Décadas después de su puesta en marcha, el proceso de mutilación y robo de una parte española al resto de compatriotas, ha alcanzado sus últimos objetivos propagandísticos. En efecto, el martes 16 de enero de 2018, Albert Boadella será investido presidente, en el exilio madrileño y previsiblemente a través de telepantallas, de la imaginaria Comunidad Autónoma de Tabarnia, adelantándose a la toma de posesión de Carles Puigdemont, una vez haya sido retorcido convenientemente el reglamento de una cámara regional en la que sus más fanatizados seguidores ven el hemiciclo de una república. Leer más “Apunte sobre Tabarnia. Por Iván Vélez ( @IvanVelez72 )”

Contra la visión castellanista del español. Por Iván Vélez @IvanVelez72

Nos hemos acostumbrado a utilizar el término “español” y “castellano” en función de inclinaciones políticas, sin saber exactamente qué implica cada palabra. Los hispanófobos hasta hace un tiempo utilizaban la palabra “castellano” rehuyendo nombrar el español. Ahora que asistimos al clímax independentista y que ninguna palabra es inocente sino que lleva una carga ideológica insoportable, el nacionalismo habla ya de lengua española, no para reconocer su ámbito nacional, más bien al contrario, sino para tratarla como una lengua extraña a sus regiones. Tanta estupidez  sólo puede ser motivada por un enfermizo sectarismo y por su gran aliado, la ignorancia. Es por ello que compartimos en el blog el artículo de Iván Vélez publicado en Altamira. Revista de Estudios Montañeses, Núm. 81, 2011, págs. 307-312.

 

“La lengua española constituyó un decisivo aglutinante para el Imperio, contribuyendo a configurar un bloque histórico de escala mundial del que España no es ya, si atendemos al número de hispanohablantes, sino parte de su dintorno. Pese a ello, desde hace más de un siglo, operan en nuestra nación facciones hispanófobas que son conscientes de que atacar al español es atacar a España. En efecto, varias son las regiones españolas que se emplean a fondo para erradicar la lengua de Cervantes de todo aquello que tenga que ver con el mundo oficial y la enseñanza. A esta versión fuerte de unos separatismos intoxicados por el Mito de la Cultura, hemos de añadir una más suave, aquella que, de un modo sibilino, ataca a la lengua española apelando a uno de sus nombres clásicos. Así, a la lengua hablada por los hombres hispanizados, en lugar de español, se le llamará «castellano», dejando la puerta abierta, en España, a la equiparación con lenguas regionales.”

 

https://t.co/rkAbXotVNL

 

El 155. Comentario a vuelapluma. Por Iván Vélez @IvanVelez72

Desmintiendo la más habitual crítica lanzada sobre su acción de Gobierno, esa pereza que en las caricaturas viene acompañada de un sofá y un puro, Rajoy anunció las primeras medidas ligadas a la aplicación del célebre e impreciso Artículo 155 de la Constitución: la destitución del Gobierno de la Generalidad y la convocatoria de elecciones en Cataluña en un plazo máximo de seis meses. Sin embargo, la aplicación de tal artículo, infinitas veces invocado y nunca puesto en marcha, desdice en gran medida el famoso juicio arrojado sobre el pontevedrés. Acaso, y siempre en función de ex post factum que acompaña al análisis de toda decisión política, máxime en situaciones tan delicadas como las que vive la Nación, la tan cacareada pereza deba ser cambiada por otra adjetivación. De vencer el pulso, Rajoy no sería un holgazán, sino un gobernante prudente, virtud máxima que debe acompañar a quienes toman tienen responsabilidades ejecutivas. Sólo el tiempo, y los resultados, dirán de qué lado cae el juicio, histórico, sobre el gobierno de Rajoy.

Leer más “El 155. Comentario a vuelapluma. Por Iván Vélez @IvanVelez72”

La Hispanidad frente a la Leyenda Negra. Por Carmen Álvarez

“Oyendo hablar a un hombre, fácil es
saber dónde vio la luz del sol
Si alaba Inglaterra, será inglés
Si reniega de Prusia, es un francés
y si habla mal de España … español”

Esta estrofa de Joaquín Bartrina la escuché desde pequeña a mi padre que la repetía con mucha pena. Precisamente mi padre, que me enseñó a amar a España siendo como es él, un hombre conocedor de nuestra historia. Siempre me he preguntado cómo un país que descubrió un continente, que creó un imperio por más de medio mundo en el que durante mucho tiempo nunca se puso el sol, que extendió su idioma de forma que hoy lo hablan cientos de millones de personas, tiene tan mal concepto de su patria, tanto, que nos lleva a despreciar nuestra historia y nuestra bandera. Y es que los españoles hemos sido los primeros en creer y asumir las tesis de los enemigos de España.

Precisamente sobre este asunto que tanto me dio que pensar encontré el libro de Iván Vélez: “Sobre la Leyenda Negra”, que me ha hecho entender el porqué de esta losa que pesa sobre nosotros, cuyo origen se encuentra en Italia aunque la propagación consciente y sistemática como arma propagandística, corrió a cargo del mundo anglosajón, para quien España era el enemigo a batir. No en vano ha sido el mayor Imperio en muchos siglos de historia.
Leer más “La Hispanidad frente a la Leyenda Negra. Por Carmen Álvarez”